“Nuestra incierta vida normal” de Luis Rojas Marcos

NuestraInciertaVidaNormal

Los seres humanos queremos por norma un mundo seguro, que nos ofrezca oportunidades y posibilidades de desarrollo, o que al menos mantenga la estabilidad tanto como el tiempo que nosotros vayamos a vivir en él. Pero encendemos la tv o la radio u hojeamos el periódico y la mayoría de los titulares son sobre crisis, corrupción, inseguridad, malos resultados, peores previsiones, delitos, irracionalidades, abusos,… Y vivimos con la sensación de que de un tiempo a esta parte, el caudal de este río de desasosiego es cada vez mayor con el riesgo de desbocarse e inundarlo todo.

¿De verdad es todo así? ¿Se puede vivir en un mundo en el que mucho de lo que oímos, leemos –e incluso decimos- son previsiones y juicios apocalípticos?

Luis Rojas Marcos opina que la realidad en la que vivimos no es así, que nuestro mundo es cada día mejor. Pero tenemos que ser capaces de no dejarnos llevar por esa corriente de incertidumbre y catastrofismo –cuyos principales agentes son los medios de comunicación y nuestros gobernantes- con capacidad de arrastrar nuestra propia estabilidad psíquica y física. ¿Cómo hacerlo?

Primero, mirando atrás, llevamos miles de años de evolución, ¿de verdad vivimos hoy peor que hace un siglo o que hace 10.000 años? Más bien parece lo contrario, estamos mucho mejor. Segundo, confiemos en nosotros mismos, no deleguemos en los mencionados medios y políticos la creación de nuestro estado de ánimo, visión y actitud ante la vida. Aunque siempre hay excepciones con las que tenemos que convivir, el ser humano, nosotros, yo, tú, somos positivos y constructivos por naturaleza. Estamos innatamente programados para ser colectivos e interactuar, y por ello capaces de enriquecernos y hacernos crecer mutuamente. ¿No ese el sentido de la familia, los amigos, los compañeros o los buenos vecinos que todos anhelamos tener y/o mantener?

Y tercero, utilicemos las capacidades y habilidades humanas que tenemos y pongámoslas en práctica en conjunto: relacionarnos, hablar, informarnos, conocer, dejarnos ayudar por la ciencia (ayer los electrodomésticos, hoy internet, ¿mañana?), cultivar la espiritualidad (sea esta mediante la religión o no) o reír (la vida con humor es otra cosa, ¡es más y mejor vida!).

Estas son algunas de las claves que Luis Rojas Marcos desgrana en esta breve obra, de lectura amena y sin intención de ser guía de caminos por descubrir. “Nuestra incierta vida normal” nos recuerda lo que sencillamente somos y podemos ser tanto juntos como sociedad, como uno a uno individualmente.

(imagen tomada de amazon.es)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s